jueves, 27 de enero de 2011

"LA BELLA DURMIENTE (INSOMNIO)", de Reinaldo Jiménez


Ya estaba dormida
la Bella Durmiente.
Ya estaba dormida
pero de repente:

- Papá, trae más ropa,
que no estoy caliente.
El rey la ha arropado
dulce, dulcemente.
Se ha vuelto a dormir
la Bella Durmiente.
Y ha pasado un rato,
pero de repente:

- Cerrad la ventana,
que hay mucha corriente.
Y acude la reina
diligentemente
para que se duerma
la Bella Durmiente.
Y ha pasado un rato,
pero de repente:

- Quitadme una mosca
que tengo en la frente.
Y a espantarla fueron
muy rápidamente
para que durmiera
la Bella Durmiente.
Y ha pasado un rato,
pero de repente:
- Cantadme una nana,
traed caldo caliente.
Cantando y con caldo
fue el mejor sirviente
a ver si dormía
la Bella Durmiente.
Y ha pasado un rato,
pero de repente:

- Traedme ovejitas
para que las cuente.
Y de todo el reino
muy pacientemente
llegaron rebaños
hasta la durmiente.
Casi se dormía,
pero de repente,
otra vez se oyó
la Bella Durmiente:

- ¿Cuánto está tardando
el Príncipe Valiente?

Entonces un hada
le habló a la durmiente:

- Como no dormías,
niña repelente,
se cambió de cuento
el Príncipe Valiente.

lunes, 24 de enero de 2011

"EL ESPANTAPÁJAROS", de Jorge Luis Peña Reyes




Yo soy un montón de pajas
que tiene de amigo al viento.
Me quedé solo en la siembra
con el oficio del miedo.
Ojalá mi corazón
fuera vivo en un momento,
pero tengo en su lugar
un vacío que no lleno,
cosas que a nadie le sirven:
Hilos, de antiguos recuerdos.
No espantaré, ya me cansa
este trabajo que tengo.
Voy a volar a las nubes
aunque se rompa mi cuerpo.
Sopla y no tengas temor,
sopla más, amigo viento.
Llévame a donde la brisa
hace un canto del silencio,
donde a las aves les guste
hacer nidos en mi pecho.
Que tal vez en otro mundo
existan nuevos empleos.

jueves, 20 de enero de 2011

"NO TENGAS MIEDO AL RUIDO" de José Luis Hidalgo


No tengas miedo al ruido
que se oye fuera,
es el viento que corre
sobre la hierba.

No tengas miedo al viento,
que él es tu amigo,
el viento Sur es bueno
para los niños.

Y cuando llega el día
saldrás al campo
y jugarás con el viento
sobre los prados.

domingo, 16 de enero de 2011

"EN EL HUECO DE MI MANO", de Edith Mabel Russo.



En el hueco de mi mano
cabe un rayo de sol tibio,
tu lugar para la ronda
y el saludo de un amigo.
La magia de cinco notas,
una caricia dormida,
una cosquilla chiquita
y una que otra despedida.
Un beso arrojado al viento,
una paloma cansada,
la fruta que más te gusta
y ese gesto que esperabas.
La primera mariposa,
la invitación a quedarte,
los aromas del verano
y un secreto que pasarte.
¡Si este hueco de mi mano
hasta se parece a un nido!
Para que pongas tu mano
y puedas soñar conmigo.

lunes, 10 de enero de 2011

"EL REINO DEL REVÉS", de María Elena Walsh


Un arco iris de dulces
en mi parque han construido
y Maria Elena silbando
sigue su nuevo camino, 
con un lápiz de colores
y un cuaderno de mil rayas
y un bolso lleno de sueños
y poemas en el alma.
             
Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
nada el pájaro y vuela el pez,
que los gatos no hacen miau y dicen yes
porque estudian mucho inglés.

Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
nadie baila con los pies,
que un ladrón es vigilante y otro es juez
y que dos y dos son tres.

Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
cabe un oso en una nuez,
que usan barbas y bigotes los bebés
y que un año dura un mes.

Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
hay un perro pekinés
que se cae para arriba y una vez
no pudo bajar después.

Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
un señor llamado Andrés
tiene cuatro chimpancés
que si miras no los ves.

Me dijeron una vez
que en el Reino del Revés
una araña y un ciempiés
van montados al palacio del marqués
en caballos de ajedrez.

domingo, 9 de enero de 2011

"LOS TITIRITEROS", de Joaquín González Estrada.

Los titiriteros
han llegado
al pueblo...

Polvo del camino,
los rostros morenos...

Un oso, una cabra
y un perro...

La polca del hambre
toca una trompeta
de metal muy viejo.

jueves, 6 de enero de 2011

"MI LÁPIZ", de Morita Carrillo

Usa ropa
de madera.
Cuello fuerte
de latón.
Y sombrerito
de goma.
Mi lápiz
con borrador.

LLeva bajo
su vestido
la punta negra
de un pie.
Cuando yo
dibujo rápido,
mi lápiz
baila ballet.

Si hago
las letras
muy feas,
invierte
su posición.
Baila entonces
de cabeza
mi lápiz
con borrador.



lunes, 3 de enero de 2011

"PATRICIA CON P", de Carlos Murciano

Patricia pinta un palomo
pillo, panzudo y pequeño:
le pone púrpura el pico,
le pone de plata el pecho.

El palomo de Patricia
se ha posado en el perchero
y ella le peina las plumas
con la punta de un pañuelo.

Pronto el palomo pasea,
presumido y postinero,
mientras Patricia se prende
una petunia en el pelo.